Cicatrices por acné, te contamos cómo evitarlas

cicatrices por acné, te contamos como evitarlas

Te explicamos cómo combatir y evitar las marcas y cicatrices en la piel ocasionadas por el acné.

Hace unos meses escribíamos una entrada sobre el acné, en la que tratábamos de explicar de manera general qué es el acné y cómo se trata. Hoy queremos centrarnos en las consecuencias de ese acné, en las cicatrices que puede dejar en tu piel.

Recordemos que es el acné

Como decíamos entonces, el acné es una alteración de la piel provocada por la inflamación de la glándula sebácea y el folículo piloso. Esto sucede cuando se taponan los folículos por el exceso de grasa o células muertas. provocando las temidas espinillas y granos en la cara, pecho y espalda.

El acné, sin ser un problema exclusivo de la adolescencia sí es mucho más frecuente durante esa etapa de nuestras vidas. La revolución hormonal que nos hace madurar y pasar de la infancia a la edad adulta hace que la piel de los adolescentes produzca grasa a mansalva, más de la que producirá en cualquier otra etapa de nuestras vidas, por eso el acné es un trastorno que se agrava durante la adolescencia.

Todo esto ya lo sabéis, o por lo menos ya lo hemos contado en esta entrada de este blog, y no queremos repetirnos demasiado para no resultar cansinas, no nos vayáis a leer y vayáis a pensar que estamos siempre escribiendo lo mismo. Por eso hoy queremos centrarnos en las consecuencias de ese acné, en las cicatrices y marcas que puede dejar en nuestra piel si no tenemos cuidado.

Marcas y cicatrices en la piel

Cuando describimos la piel normalmente la dividimos en tres capas, epidermis, dermis e hipodermis, cada capa a su vez puede tener diferentes subdivisiones, pero no nos liemos con esto, vamos a tratar de explicar de manera sencilla cómo cicatriza nuestra piel.

Imaginemos por un lado un corte profundo y por otro lado uno superficial de la misma longitud, es evidente que el superficial se cura solo sin dejar marcas mientras que el profundo necesita puntos de sutura y deja una cicatriz.

Marcas y cicatrices por acné

Con el acné pasa lo mismo, dependiendo de la profundidad a la que llegue la infección y la herida que esta crea dejará más o menos marca, por eso es importante una buena estrategia de cuidado de la piel, para minimizar las cicatrices y evitar que se produzcan en la medida de lo posible.

Las cicatrices se forman cuando la herida afecta a las capas más profundas de la piel, en lugar de regenerarse con células normales que se van dividiendo nuestro organismo tiene que fabricar un tejido granulado que está formado por fibras de colágeno; estas fibras van rellenando la herida desde dentro hacia afuera, curan la herida pero estéticamente se van a ver.
Además, cuando la cicatriz profunda ya se ha formado ese tejido cicatricial es menos elástico, tiene menos circulación sanguínea y peor hidratación, por lo que se va a notar a la vista y al tacto.

Tipos de cicatrices por acné

Hay distintos tipos de cicatrices asociados al acné, dependiendo del tipo de herida que se forme.
– Por un lado están las cicatrices atróficas, que se forman cuando se produce una cantidad menor de tejido del que había previamente, son las que se conocen como cicatrices en picahielo, porque el tejido cicatricial queda hundido, formando hoyuelos.
– El caso contrario son las cicatrices hipertróficas, en las que se acumula más tejido del que había antes, quedando esa zona con una piel más gruesa y elevada por encima del tejido sano de alrededor.
– Cuando esa cicatriz hipertrófica continúa creciendo se denomina queloide, no es muy común que aparezcan a causa del acné pero sucede en los casos más graves.

El acné puede dejar también otro tipo de marcas, las más frecuentes se conocen como hiperpigmentación postinflamatoria y son esas manchas de color que aparecen donde estaba el grano.

Hay, por supuesto, diferentes tratamientos o procedimientos en el campo de la cirugía estética para afrontar casos de cicatrices graves, también se pueden emplear terapias con láser y luces de otras longitudes de onda. De cualquier forma el objetivo, si tienes acné, debe ser evitar que las lesiones se agraven para que nos deje cuantas menos marcas y más leves mejor.

Consejos para prevenir las marcas por el acné

Nuestro consejo para prevenir se resume en estas cinco máximas de las que ya os hablábamos en la anterior entrada que publicamos sobre el acné:

rutina para evitar cicatrices y marcas por acné

1.- ¡No toques los granos!

Sabemos que es difícil pero hay que aprender a evitar esa tentación por todos los medios. Al presionar puedes dañar las venas finas y las glándulas de la piel, aumentarás el riesgo de que se infecte y es más probable que termine dejando marca.

2.- ¡Limpia a diario la piel!

Tienes que conseguir una rutina de limpieza diaria para retirar el exceso de grasa que produce la piel con acné.

3.- ¡Hidrátala!

Y hazlo con productos específicos adecuados para pieles grasas con tendencia al acné.

4.- ¡Exfóliala!

Si tienes tendencia a tener acné te recomendamos la limpieza facial con geles o cremas exfoliantes indicadas para tu tipo de piel una vez a la semana. Con la piel limpia una vez realizada la exfoliación, tonifica e hidrata la piel.

5.- ¡Protégela!

Es muy importante pues la exposición al sol puede provocar que esos granos te dejen una cicatriz permanente. Si tienes tendencia al acné tienes que utilizar protección no grasa. Tenemos un montón de productos adecuados para ti.

6.- Atrévete con la nutricosmética para tratar el acné

Si tienes la piel grasa con tendencia acnéica debes ser constante en tus rutinas diarias y puedes añadir los productos de cosmética oral indicados para mejorar la piel con acné, grasa o con tendencia acnéica, te ayudarán a:
– regular el exceso de sebo,
– minimizar el poro,
– disminuye la aparición de granos,
– eliminar toxinas,
– mejorar y mantener la hidratación de la piel,
– acelerar la cicatrización,
– eliminar manchas,
– reducir las marcas y cicatrices por acné…

evita las cicatrices por acné con la nutricosmética

Establecer una rutina de este tipo a veces no es fácil, no lo es para personas maduras cuánto más para adolescentes, pero va a marcar la diferencia en la evolución de una dolencia tan molesta para quien la sufre como es el acné. A los jóvenes que lo padecen es importante ayudarles a que tomen conciencia de cómo es la situación y que aprendan a cuidarse, son lecciones que les vendrán muy bien para el futuro y que se pueden aplicar a muchos otros ámbitos de la vida.

No hay que tener miedo a la hora de buscar ayuda, cuando te mires al espejo y veas que ha salido un grano nuevo tienes que tener clara cual va a ser la estrategia para combatirlo, para evitar que vaya a más.

Para ayudarte a definir esa estrategia recuerda que estamos aquí todos los días, en tu farmacia, preparadas para ayudarte.

Una respuesta a «Cicatrices por acné, te contamos cómo evitarlas»

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *